fbpx

¿Quieres ser piloto de drones?

La importancia de la formación en el sector drones

La importancia de la formación en el sector drones

La formación en el sector de los drones ha ganado relevancia e interés en los últimos años. La necesidad de regular el uso profesional de los UAS en el espacio aéreo, la entrada en vigor de normativas europeas y estatales, así como una cada vez mayor oferta laboral que requiere de pilotos profesionales de drones en diferentes sectores, son factores que contribuyen en la actualidad a la necesidad de obtener la titulación del Curso oficial de piloto profesional de drones STS.

Índice de contenidos

Primeros usos profesionales de drones

Los primeros drones o aeronaves no tripuladas las crearon los hermanos Jacques y Louis Bréguet y requerían de cuatro hombres para estabilizarlos. En la Segunda Guerra Mundial y la década de los 60 se utilizaron UAS para uso militar mayormente, por lo que hasta el año 2006 la FFA (Federal Aviation Administration) no emitió las primeras autorizaciones para el uso comercial con drones.

En España se produjo una fuerte aceleración en el sector de los drones pilotados por control remoto, RPAS, a partir del año 2013, tras la aprobación de la Ley 18/2014, de 15 de octubre, primer marco legal de utilización de drones. Aunque no estaba permitido volar sobre ciudades o realizar vuelos nocturnos, fue el primer paso para el uso profesional de UAS en España.

Este marco normativo dio lugar al Real Decreto 1036/2017 con el cual se reguló el uso civil de RPAS en España. Tres años después, la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) aprobó el Reglamento Europeo 2019/947, que afecta a los 31 estados miembros. En el caso de España, la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), se encarga del cumplimiento de la normativa para volar drones en dicho territorio (con sus restricciones propias). La actual normativa entró en vigor el 31 de diciembre de 2020 y actualmente AESA ya ha iniciado el proceso de conversión para los certificados de piloto de dron/UAS obtenidos con anterioridad a este año.

¿Por qué es importante formarse como piloto de drones?

Con la regulación de las operaciones con drones, AESA y EASA estandarizaron y homologaron la formación de pilotos de drones. Actualmente, todas las personas que adquieran un dron con una masa máxima de despegue (MTOW) superior a 250 gramos o que posea un sensor de captación de datos personales como una cámara o micrófono, deben de disponer de la licencia oficial de piloto profesional de drones que corresponda, registrarse como operador de drones ante AESA y tener una póliza de responsabilidad civil. Sin embargo, debemos distinguir entre los requisitos de las diferentes categorías operacionales que hay en función del riesgo. Veamos:

Operaciones en categoría abierta

La categoría ‘abierta’ abarca aquellas operaciones de bajo riesgo con drones. Se divide, a su vez, en tres subcategorías: A1, A2 y A3. Cada una engloba diferentes requisitos, pero todas incluyen las operaciones con UAS, ya sea para fines recreativos o comerciales,  de drones con un peso de menos de 25 kilos y que no sobrevuelen concentraciones de personas. La formación en categoría abierta se realiza online y debe aprobarse el examen ante AESA.

Operaciones en escenarios estándar

Las operaciones en escenarios estándar incluyen aquellas que conllevan un riesgo medio como es sobrevolar sobre núcleos poblacionales. Incluye dos subcategorías:

  • STS01: son operaciones denominadas VLOS (dentro del alcance visual) sobre una zona terrestre controlada en un entorno poblado.
  • STS02: cuando se incluyen las operaciones BVLOS (fuera del alcance visual) con observadores del espacio aéreo sobre una zona terrestre controlada en un entorno poco poblado.

Para poder operar en escenarios estándar en España es necesario tener la titulación oficial de piloto profesional de drones STS. Dicha certificación se compone de una parte teórica y otra práctica que debe realizarse con una operadora de drones autorizada por AESA, como Aerocamaras. Para acceder a esta titulación es necesario ser mayor de 16 años y tener el certificado básico de piloto de drones A1/A3.

La formación del Curso oficial piloto profesional de drones (STS) incluye un completo temario teórico y práctico que habilita el poder  manejar las aeronaves no tripuladas y gestionar incidencias. La teoría incluye aspectos como:

  • La reglamentación de la aviación civil.
  • Las limitaciones del rendimiento humano.
  • Los procedimientos operacionales.
  • Las atenuaciones técnicas y operacionales del riesgo en tierra.
  • El conocimiento general de los UAS.
  • La meteorología y su influencia en el vuelo.
  • El rendimiento de vuelo de los UAS.
  • Las atenuaciones técnicas y operacionales de los riesgos en el aire.

Por otro lado, la parte práctica, que debe realizarse con una entidad reconocida por AESA, permite a los alumnos el manejo de drones en terrenos reales y familiarizarse con el manual de vuelo. En definitiva, para el uso de drones es importante tener los conocimientos necesarios para evitar riesgos a otros, el correcto mantenimiento del dispositivo y también para un mejor aprovechamiento tanto profesional como de ocio.

Salidas laborales como piloto de drones

La formación como piloto oficial de drones cobra más importancia si cabe con las nuevas aplicaciones de los UAS a diversos sectores. Los drones son dispositivos que permiten una gran versatilidad a la hora de trabajar. Debido a la amplia variedad de modelos, que van desde la utilización del DJI Agras T20 en tareas agrícolas, hasta el DJI FPV para la grabación en audiovisual o carreras de drones. Entre las principales salidas laborales como piloto profesional de drones se encuentran:

  • Inspecciones técnicas.
  • Operaciones logísticas, entre las que se incluye la realización de inventarios, el transporte de mercancías, etc.
  • Operaciones de emergencias y seguridad (Rescate de personas, prevención de incendios, detección de mercancías peligrosas, etc.
  • Grabaciones en cine, publicidad, televisión y eventos.
  • Servicios  de agricultura (detección de plagas, estudios de terrenos, aplicación de fitosanitarios  etc).
  • Vigilancia de carreteras. La DGT española ha colocado 39 drones en distintos puntos de la geografía penínsular para detectar infracciones.
  • Desinfección y limpieza de grandes superficies.(esto tengo dudas porque no conozco que se haga esto)
  • Topografía y fotogrametría.
  • Meteorología.
  • Fotografía aérea.

Y futuros usos que las nuevas tecnologías y la inteligencia artificial auguran a los drones.

Otra de las opciones posibles con el certificado oficial de piloto profesional de drones STS es emprender un proyecto propio. Para ello se requiere, además de iniciativa, horas de vuelo y una completa formación como esta.
Aerocamaras es una operadora de drones reconocida por AESA que imparte formación oficial y profesional en el sector de los UAS. Puedes informarte llamando al 986 18 18 18 o escribiendo un correo electrónico a info@aerocamaras.es

¿Te ha gustado este artículo? Apúntate a nuestra newsletter y recibirás las últimas  novedades  sobre drones.


2 comentarios en «La importancia de la formación en el sector drones»

    • Hola Manuel! Gracias por tu interés. Debido a que el examen teórico de piloto de drones es online y ante la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA) y que hay que disponer de DNI o firma digital, no tienen contemplado un sistema de acceso al examen para extranjeros no residentes en España. Lo sentimos. Cualquier otra duda, estamos a tu disposición para lo que necesites. Saludos!

      Responder

Deja un comentario